in

Causas y formas de evitar las ojeras en los niños

infante-cansado-estudiando-500x334

No es común que los niños presenten ojeras. Esas manchas ligeramente más oscuras que aparecen alrededor del párpado inferior tienden a surgir por falta de sueño. Sin embargo muchos otros motivos respaldan su manifestación en los niños. Sigue leyendo para que conozcas sus orígenes.

En principio, todo lo que logre obstaculizar nuestro proceso de sueño, hará brotar las ojeras: ya sea el estrés, el cansancio u otra condición. Si no dormimos bien, la piel debajo de los párpados inferiores modifica su color a uno más oscuro, por demasiada melanina o por la expansión de los capilares sanguíneos en esa zona. Se nota porque la piel allí es sumamente delgada.

Generalmente una buena sesión durmiendo arregla las ojeras. No obstante, antes tantas causas, hay que considerar soluciones suplementarias. Entre las razones de por qué surgen las ojeras en los niños están:

Mal dormir

insomnio-infantil

Advertisement

Aunque puede ser cosa de solo una vez, en ocasiones el mal dormir se debe a un problema más complejo llamado insomnio infantil. Mayormente ocurre en el rango de edad entre seis meses y cinco años.

Todo lo que excite al niño en horarios cercanos  a acostarse puede desencadenar  este desorden. Ello incluye los juegos virtuales o físicos, las golosinas, y el ruido.

Interrupción de la respiración durante el sueño

La interrupción de la respiración durante el sueño es otro desorden que obstaculiza el sueño. Y las ojeras también integran su lista de señales. Esta enfermedad se caracteriza por la reducción en el ancho de las vías aéreas.

De esa forma trae como consecuencias que los niños respiren por la boca, lo que produce sequedad en la boca. Adicionalmente roncan y pueden experimentar pesadillas. Todo ello interfiere con un sueño pacífico y reparador.

Advertisement

Extenuación

La extenuación ocurre similarmente en niños y adultos. Luego de un día ajetreado, los niños se agotan. Y aunque realmente tienen más energía, también se cansan. De ahí que sea propicio introducir cortos descansos en sus rutinas diarias.

Tupición de la nariz

Las enfermedades respiratorias también condicionan cierta cuota de ojeras en los niños. Debido a la tupición, se hinchan los vasos sanguíneos de la piel debajo de los ojos. Y así salen las ojeras.

Causas de la genética

A veces las ojeras son un sencillo resultado congénito, que normalmente se expresa en edades entre 10 y 15 años, pero puede presentarse mucho antes. En esos casos no hay que asustarse, la melanosis periorbitaria hereditaria predispone al niño para tener ojeras. Pero eso es todo, no hay factores adicionales que lo estén afectando.

Advertisement

Enfermedades más serias

Otras enfermedades un poco más preocupantes pueden influir. Las ojeras también se asocian con dolencias serias como el neuroblastoma y la celulitis orbitaria.

Moretones alrededor de los ojos están entre los signos del neuroblastoma (cáncer en conjuntos de células nerviosas) en infantes de menos de 5 años. Aunque esas manchas tienden a ser confundidas con ojeras, son más oscuras y se combinan con muchos otros síntomas que llaman la atención como inflamaciones debajo de la piel, dolores y fiebre.

Por su parte la celulitis orbitaria es provocada por determinadas bacterias, y sí genera ojeras en niños de hasta 7 años, pero también fiebre y otras molestias oculares. Así que si las manchas debajo de los ojos vienen con otras señales, lo mejor es recurrir a un médico.

¿Cómo combatir las ojeras en los niños?

nina-usa-pantalla-antes-dormir

Advertisement

En primer lugar un buen descanso y todo lo que ayude en ese sentido es favorable. Eludir cualquier mal hábito antes de dormir es lo más factible. Eso incluye que no jueguen, coman o se sienten frente al televisor justo antes de acostarse. Si necesitas ayuda extra para dormirlo, una tisana de manzanilla o un poco de leche caliente son muy beneficiosos.

En segundo lugar, si tu finalidad es solo mejorar el aspecto de la cara eliminando o reduciendo las ojeras, apóyate en el pepino o en aceites naturales. Poner rodajas de pepino sobre los ojos o frotar las ojeras con aceite de coco o de almendras estimula la circulación y relaja la piel.

Para tener en cuenta…

No olvides que las ojeras son un inconveniente de apariencia. Si no hay motivos para alarmarse, puedes dejarlas desaparecer con el tiempo.

Advertisement